Archivo de la etiqueta: cajamarca

Usha – Usha . Un Cajamarquino único e inigualable.

usha usha

“Ya no tenemos nuestros lamparines”, me comentó con nostalgia.

“Es por el gobierno, esos brillantes políticos, hicieron una ley prohibiendo el uso de Kerosene (parafina), disque para evitar la producción de cocaína.  Probamos con alcohol, aceites y demases pero no dio resultado. Ahora ocupamos  luz eléctrica pues, nos forzaron a la modernidad, perdió romanticismo, pero seguimos aquí, siendo los mismos” cuenta Don Jaime.

Don Jaime Valera es cultura, es Cajamarca en su expresión más criolla. Compone, Canta, toca cajón y guitarra, recopila, escribe y narra historias, cuentos, poemas y canciones. Hace  muchos, y de verdad muchos  años que tiene una peña de esas de antaño,  íntima, de mesas compartidas, donde llegas sin conocer a nadie y terminan siendo todos buenos amigos. Donde, como repite cada noche Don Jaime, son todos bienvenidos y mucho más aun las personas decentes a pesar de su pasado.

  • “Que alegría verle Carla! Y a usted! Más alegría verles juntos”
  • Ciertamente en buena medida gracias a usted
  • Si, si ya me lo han dicho, soy un alcahuete… pero eso es la vida no es verdad? Ser feliz y ayudar a que los demás también lo sean.  Hijo!  Ven, ven por favor…. Ofrece algo a los amigos para refrescar la garganta.

Y partimos….

Una nueva noche inolvidable como otras tantas y cada una que hemos compartido en este lugar.

Copas y risas al compas de las guitarras y el cajón, luego entregan a una de las asistentes las maracas, para que haga su mejor esfuerzo siguiendo el ritmo.

Aquí todos participan, es la esencia de una peña. Si quiere cantar solito, pase usted adelante o de su sitio nomás, no hay problema, si toca guitarra o cajón mucho mejor, si lo suyo no es la música pues acompañe con las palmas y los coros o como en mi caso, anímese a salga a bailar algún ritmo latino, una cueca, un huaynito, un danzón cubano, un vals.

Y entre y tanto y tanto escucharemos y hablaremos. No crea que de cualquier tema trivial ni del clima. No, no, no, aquí escuchará historias del realismo imaginario. De cultura Cajamarquina.  La historia del Clarín por ejemplo ¿la conocen?

También conocerán el significado y el origen o los múltiples significados y orígenes del  nombre de este local y esta nota: Usha Usha!  Y para no dejarles con la duda, tiene que ver con alejar lo malo y atraer el bien.

Y todo esto  a media luz.Una luz que entrega Jaime y su familia a las noches Cajamarquinas.

Espero que si algún día vienen por aquí a conocer Cajamarca-Perú, recuerden de visitar este lugar único y mágico. Cuéntenle que llegan de parte de Carla  y Renato, que se fueron a vivir a Chile y serán parte de la familia.

Atienden a partir de las 9:00 p.m hasta las 3:00 a.m.  y se encuentra en Jr. Amalia Puga 142, la calle que está al lado de la catedral, a unas  5 cuadras de la plaza de armas.

Cajamarca, un lugar para encantarse.

Me preguntaron… ¿Que es o que más te gusta hacer? Mi respuesta fue inmediata: caminar, caminar en la sierra.

Y ¿que es la Sierra? es un lugar mágico, de cielos turquesas, nubes de algodón, aroma a eucalipto, soles radiantes, vientos fríos y lluvias traviesas. Allí en esta Sierra, al norte de Perú  se encuentra Cajamarca  y mi vínculo con ella es muy especial.

Historia y Naturaleza
Historia y Naturaleza

Mi papá es de allí y crecí escuchando cientos de historias y aventuras cajamarquinas. Yo fui una vez a los 3 años y varios años después, tuve la oportunidad de trabajar  en Cajamarca por más de un año y  todo, todo en mi vida cambió…

¿Sabían que fue en Cajamarca donde Francisco Pizarro tomó prisionero al Inca?  Pues sí.  El Inca se encontraba “vacacionando”  aprovechando las aguas termales. Pueden disfrutar de estas mismas aguas visitando Los Baños del Inca  desde 5 soles (U$ 1,7)  o tomar un masaje + hidromasaje por 40 soles (U$13,8).

Y bueno, como los españoles encontraron esta ciudad tan bella como yo la encuentro, hicieron iglesias y plazas que fusionadas con la habilidad del artesano inca, son verdaderas joyas. Trabajos en piedra y en madera, tallados y pinturas que conmueven.

Actualmente su principal actividad económica es la minería, pero antes era la ganadería lechera y se nota. Manjar, natillas, quesos, helados, mantequillas se venden en muchos lugares.  La Heladería Holanda es un clásico, con aproximadamente 20 sabores distintos donde destacan los de fruta de la zona, el helado de puschguay es de los más ricos que he comido y el preferido de los niños es un  helado turquesa al que llaman cielo cajamarquino.

El cielo Cajamarquino… es algo que se lleva en el corazón y no se olvida nunca. Un cielo turquesa con nubes de algodón y soles espléndidos que sin previo aviso se transforma gigantes nubes negras que truenan, brillan y estremecen. Gracias a este clima verán campos verdes, bellas flores (hortensias, rosas, bola de fuego).  Vida, mucha vida a cada paso. Gente del Campo  y sus familias, pequeños niños con sus animales (cabritas, corderos, terneros, cerdos, burros, caballos)  a todos los llevan como si fuesen perritos. Estas estampas tan cajamarquinas  enternecen y nos hacen pensar y pensarnos.

Arrienden un auto y visiten los pequeños pueblos cercanos y las lagunas. Paseen a caballo, vivan y conozcan de verdad. Quizá tengan la suerte de ver a un Quinde, así le llaman allá a los picaflores o colibríes.  El Quinde de Cajamarca es una especie endémica de gran tamaño y color verde y dorado.

Y ahora pasando al tema que más nos gusta en este blog… hablemos de comida 😉

Cuando visiten un nuevo lugar es ideal conocer su mercado. No tiene porque ser el mercado central o principal, basta con uno pequeño de algún barrio. En este recorrido nos sorprendimos con las ciruelitas rojas, las tremendas uvas negras, la variedad de plátanos, los inmensos zapallos y los rocotos de colores, habas  y muchos cereales y legumbres.

Maiz Morado, Ciruela, Zapallo, Rocotos y Aguaymantos
Maiz Morado, Ciruela, Zapallo, Rocotos y Aguaymantos

Luego hay que probar algún plato que vendan en la calle, por lo general son porciones pequeñitas para matar el hambre y muy económicas. Así que compramos Ceviche de Chochos y  Ñuña (porotos).

Los  restaurantes más tradicionales son el Sarco (picada)  y el Salas, donde preparan todos los platos típicos de la zona. Los querubines y El Paco son muy buenos  restaurantes de cocina novoandina  .  De noche está la pizzería Marengo, con pizzas a la leña y buen queso cajamarquino.  De los platos típicos les recomendaría probar las cecinas shilpidas (carne deshilachada y frita, con aderezo y huevos batido) ,  Humitas o tamales, chicharrones (carne de cerdo frita en su propia grasa) El sancochado, el caldo verde.  Y busquen también platos con trucha, cuy y hongos de porcón.  Porcón es una granja cooperativa , tienen bosques de pinos y cosechan unos hongos muy similares al fungí porcinni … Una delicia!  La granja se puede visitar 😉 y es un lindo paseo de medio dia.

Como se llega: En Avión. Hay 2 aerolinesas y 6 vuelos diarios. Se debe partir de Lima y el vuelo dura tan solo 1 hora.   Tambien se puede llegar desde Lima en Bus, los buses parten de noche y son aproximadamente 12 a 13 horas de ruta.

Que visitar:  Plaza de Armas, Iglesias, El complejo Belén , la subida a la virgen, Baños del Inca, Granja Porcón y Cumbemayo.

Para Alojar: Existen varias alternativas dependiendo de sus necesidades. Si busca un lugar para descansar, le recomiendo la posada de Puruay , es realmente hermoso pero está alejado del centro.  Para viajar con familia, me parece que la mejor opción es el Hotel La Ensenada, pues cuenta con habitaciones tipo cabaña que son muy comodas. También tiene el Costa del SOL, El ingenio y Laguna Seca
Si quieren conocer algunos platos típicos:
http://cajamarcaentumesa.blogspot.com/p/platos-principales.html