Sarita Colonia – Cocina Peruana Travesti

Tenía muchas ganas de visitar este lugar, había visto varias imágenes en redes sociales y claramente había que vivir la experiencia. Un restaurante de nombre singular  ubicado en la calle Loreto en Bellavista. Sarita Colonia es considerada como una santa en Perú, la santa de los “marginados”.sarita

imageEl sábado por la tarde fuimos con un grupo de amigas.  La decoración muy Kitsch, ideal para fotos divertidas, confesionarios, santos, nichos, juguetes, artesanías, platos antiguos, una monumental araña de cristal colgando en medio del salón y mil detalles más.
Su cocina y bar están basados en la cocina peruana. En la carta de Bar encontrarán una gran variedad de ingeniosos macerados de pisco, los cuales utilizan para Pisco Sours. Probamos 4 sabores: Frutilla, Mango-Maracuyá, Coco y mi favorito Mandarina-Albaricoque.

Carlos, nuestro anfitrión, nos sugirió ordenar una o dos entradas para compartir. Pedimos un tiradito de Ostiones con crema de ají amarillo, hilos crocantes de camote y trocitos de Plata con una costra crocante al parecer tenia bonito seco. Una maravilla.

Pasando a los platos de fondo, ordenamos: imageQuinua al curry con camarones y leche de coco, Ñoquis con beterraga, Cochinillo confitado con puré de pallares rosa y Asado de tira con trigo cremoso. Los platos contundentes, sabrosos y originales. Excelente presentación, combinación de sabores y texturas. Platos 100% logrados, cocciones justas y sabores intensos.
Llegó el momento dulce, los postes. Nos recomendaron el corazón de Sarita, simplemente delicioso, una especie de cake húmedo y untuoso hecho en base a coco rallado y beterraga, acompañado de barritas de chocolate blanco. Los otros 2 postres muy ricos también, cheescake de chicha morada y Blondie de harina de coca, un sabor potente y que te acerca a la tierra, esa sensación típica que otorga el sabor de la coca. No pude resistirme y pedí como postre la “sangría chola” un cocktail dulce hecho en base a pipeño, con chicha morada, jugo de naranja y si no me equivoco, le agregaron almíbar de canela.

image
La atención profesional, además muy cercana y divertida. Nadie te apura, el ambiente es distendido. Solo atienden de Noche y les recomiendo reservar previamente.  La cuenta, con todo lo señalado más dos cocktails adicionales 😉  fue de $30.000 por persona con propina incluida, un precio muy justo para tan buena experiencia.: como bien dicen ellos: Sarita #cosamasbuena

Anuncios